La importancia de las cosas

Lunes, tiempo de reflexión. Y hoy os traigo un breve artículo de opinión sobre la importancia que le otorgamos a ciertas cosas de nuestra vida.

Si hace  diez años me hubiesen preguntado por lo que más deseaba, seguramente hubiese dicho una retahíla de videoconsolas, videojuegos, ordenadores, teléfonos… Por suerte he cambiado mucho desde entonces y, desde hace unos años, me pregunto qué es lo que realmente importa. La realidad es que muy pocas cosas tienen un valor real.

Tiempo

¿Qué puede existir que resulte más vital que el tiempo? La respuesta es nada. Es una «moneda» que jamás recuperamos.

A veces perdura en el tiempo un regalo que nos han dado, es cierto. Pero lo que perdura no es el regalo en sí, es la persona que nos lo regaló. Entonces pasa a importar más la persona que el regalo en sí, ¿no?

En otras ocasiones perduran en el tiempo los viajes, las emociones, los sentimientos, los besos. Entonces, al margen del tiempo, lo más importante son los sentimientos y las personas.

¿Dónde hay cabida para lo material en esta sociedad capitalista? Tristemente se han vuelto las tornas y hemos optado por el camino más fácil. Para una mente hueca, los regalos (o el dinero) pueden dar la felicidad; sin embargo, para los demás, los regalos y/o el dinero nos hacen felices únicamente durante dos días. Felicidad efímera.

Seguro que recordamos con más cariño un viaje que hicimos hace veinte años que el móvil de última generación que nos acaban de regalar. Y es que somos cosechadores de sentimientos. Una vida sin ellos, es una vida vacía. La pasión es lo que nos mueve.

«Cásate, ten hijos, una casa grande, un buen coche, un buen trabajo, ropa de marca, tecnología de última generación…» Nos delimitan el camino fuerzas que desconocemos. Voces discordantes que vienen de no se sabe bien qué rascacielos. Por eso me gustaría lanzar un mensaje desde aquí: Rodéense de personas que quieran, vivan como deseen y denle más importancia a lo que realmente importa: la vida, no las cosas.

En definitiva, respetando la única norma real en la vida (no hacer daño ni físico ni psicológico a otras personas), vivan su vida y no la que los demás digan que deben vivir.

¡Feliz semana!

Categorías Artículos y reflexionesEtiquetas , , , , , ,

3 comentarios en “La importancia de las cosas

  1. Bonita reflexión; de hecho, para mí, los lunes no son malos días (como se suele decir), sino todo lo contrario. Son días para nuevos proyectos y oportunidades; días para continuar avanzando en esta jungla de depredadores que llamamos sociedad; días para encontrar nuevos caminos que seguir. En definitiva: días en lo que aprovecho el tiempo, y el tiempo, ni perdona ni regenera; solo es cuestión de saber apreciarlo. Buen día de lunes.

    Le gusta a 1 persona

    1. En primer lugar gracias por leerme. Y sí, concuerdo con tu opinión sobre los lunes; en definitiva son días como cualquier otro. No tienen nada de malo, pobres.

      Saludos y feliz lunes.

      Le gusta a 1 persona

Comenta a los lectores tus impresiones acerca de esto

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto:
search previous next tag category expand menu location phone mail time cart zoom edit close