El artista muerto

Hace breves momentos leí un diálogo en el que se decía que un escritor que abandona la creación está muerto. Afirmación que, por supuesto, me gustaría reflexionar y analizar.

1979529_1084624614892283_5342813561003504184_n.jpg
Fuente: La Escritura es Cultura.

Empecemos. Del mismo modo que un pintor que no pinta está muerto, un guitarrista que abandona su guitarra también lo está. Como ya dije en alguna ocasión, la vida trata de la continua búsqueda de un sentimiento de felicidad. Si un guitarrista que ama la guitarra —pues si no la amase no sería guitarrista sino un impostor— de repente la deja, su núcleo, digamos vital, se desvanece. Esto, si no se es artista, puede resultar a chiste, como bien se refleja en el brillante diálogo encima de estas líneas. Pero, como bien dijo Bolaño: «Yo creo que todos los escritores, incluso los más mediocres, los más falsos, los peores escritores del mundo, han sentido durante un segundo la sombra de ese éxtasis. Sin duda el éxtasis no lo han sentido. El éxtasis, tal cual, quema. Y alguien que lo siente durante un segundo y luego retorna a su mediocridad existencial es evidente que no se ha metido en el éxtasis, porque el éxtasis es terrible. Es abrir los ojos ante algo que… difícil de nombrar y difícil de soportar.»

Yo mismo he sentido una, llamémosla herida profunda, cuando estuve un tiempo sin escribir. De cierto modo, para un artista, el arte es la vida en sí misma, el único camino individual.

Para finalizar os dejaré con un símil —tal vez un poco feo—: el arte es para un artista como la droga lo es para un adicto.

 

3 comentarios en “El artista muerto

  1. Hace poco escribí una entrada que toque este tema… es algo que siempre me ha dado problema..toda mi vida. Y curiosamente así descubrí a Bukowski, cuando yo dije algo a cerca del trabajo..y un amigo me sacó un texto de Bukowski que decía casi lo mismo a lo que yo opinaba. Por supuesto a partir de ese momento me puse a indagar más sobre este ser que al parecer era el único que me entendía en el mundo y oh sorpresa que me llevé al conocer semejante poeta.
    En fin..concuerdo con la frase de el final…y qye un artista sin su arte está muerto..yo así me sentiría si algún día dejase de pintar, de ilustrar, de escribir, de crear. Aunque sea sólo para mi placer, es como una necesidad fisiológica en mi ser. Lo que me da lástima y conflictos mentales es que no pueda vivir sólo de mi arte; pero a la vez me rehuso rotundamente a caer en empleos de oficina o simplemente alguno donde deba tener jefe y horarios y reglas de atuendo. Me rehuso a trabajar esclavisadamente para contribuir al sueño de alguien mas en vez de trabajar así por el mío. Pero luego cómo le hago para sobrevivir y solventar gastos si mi arte no vende lo suficiente?
    Debo dejarlo y considerarme un fracaso? Conformarme con uno de esos empleos sólo por algo tan banal como el dinero?
    Creo que yo me mataría antes de tener que hacerlo…y si no logro atraverme la misma vida lo haría..sé que me volvería loca haciendo algo que aborrezco por todos los días que me resten de vida.
    Buen tema…ya me dejaste pensando

    Le gusta a 1 persona

    1. En primer lugar buen comentario. En segundo lugar. No estás sola. Creo firmemente que todos los artistas sufrimos de lo mismo. Por ejemplo, Julio Cortázar vivió con escasos recursos cuando trabajaba en una librería parisina. Aún así, créeme que te entiendo a la perfección, pues yo me encuentro en la misma encrucijada. Y siento decir que no tengo una respuesta clara. En cualquier caso, yo no sería un buen ejemplo, pues me planté en que iba a ser escritor y así llevo casi seis años ya. Tal vez no sea el mejor ejemplo.

      Siempre me he planteado cómo sería mi vida si dejase el arte y en qué invertiría mi tiempo. Puesto que, la mayoría de veces, las personas que me dicen que busque un trabajo —esto hay que dejarlo claro: es difícil comprender que escribir es un trabajo muy duro a nivel psicológico, así que, hay que tener la mente abierta pero sin hacerles demasiado caso—, ellas se pasan el día echando pestes del trabajo o de sus jefes. ¿Entonces, si llego a «trabajar», mi vida sería así? Es posible. Tal vez me contentaría con otras cosas importantes como el amor y la amistad —curioso que ambas palabras empiecen por las mismas letras—, pero me seguiría faltando ese algo único.

      De todas formas, y mal citando a Steve Jobs: «Las personas que fracasan son las que dejan de intentarlo.» Y te digo que, aunque trabajes, podrás seguir escribiendo, pintando, componiendo… Lo que sea.

      Saludos y mucha suerte.

      Le gusta a 1 persona

    2. P.D.: Creo que fue Jane Austen —tengo mala memoria— la que dijo que el placer está en escribir y no en publicar.

      Me gusta

Comenta a los lectores tus impresiones acerca de esto

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto:
search previous next tag category expand menu location phone mail time cart zoom edit close